Callao Salvaje, un pequeño paraíso en Tenerife

En la costa sur-oeste de la isla de Tenerife, en las Islas Canarias, se encuentra la urbanización de Callao Salvaje. Pertenece al municipio de Adeje, y está rodeada por playas tan fantásticas como la de las Américas o la de Los Gigantes. Además, Adeje cuenta con su propia playa, que resulta muy agradable a pesar de ser pequeña y de estar compuesta por guijarros y rocas.

Callao Salvaje constituye un pequeño paraíso situado frente a la isla de la Gomera, y desde la urbanización se pueden contemplar unas maravillosas puestas del sol.

Como sucede en todo la isla de Tenerife, Callao Salvaje parece vivir en una eterna primavera. La zona cuenta con escasas precipitaciones de lluvia, poco más de 200 mm al año, y con unas temperaturas muy suaves. La media anual es de 21 grados centígrados y, debido al efecto suavizante de los vientos alisios, la amplitud térmica diaria es prácticamente nula.

Vacaciones en Adeje, en Callao Salvaje

Qué ver en Callao Salvaje

Al tratarse de una zona urbanizada, Callao Salvaje no dispone de ningún tipo de patrimonio monumental o natural. Todo lo contrario sucede en Adeje, el municipio al que pertenece Callao Salvaje. Allí se pueden visitar lugares de interés como la Iglesia de Santa Ursula y el Convento, que albergan numerosas obras de Arte Sacro, como la imagen de escuela guatemalteca de la Virgen de Guadalupe, que fue esculpida en el año 1700, o la Casa Fuerte, del siglo XVI y considerada Monumento Histórico Artístico.

En cuanto a los recursos naturales, en la zona se hallan El Barranco del Infierno, donde se ubica el Roque del Conde, o los acantilados de Adeje, cuya singular belleza merece ser apreciada.

Comer y dormir en Callao Salvaje

Siguiendo la línea de la cocina tinerfeña, la gastronomía típica de Callao Salvaje incluye platos tan tradicionales como los ranchos (guiso típico a base de cerdo), las papas arrugadas (patatas) y los mojos (salsas).

En el capítulo de los pescados destacan especies únicas en las Islas Canarias, como la vieja sancochada. Otras variedades más populares son el chicharro, las sardinas, la caballa o el mero, además de una gran variedad de mariscos.

Los amantes de los dulces pueden degustar el pastel de cabello de ángel, el frangollo con miel (un postre típico a base de maíz) o las truchas de batatas con almendras.

Tenerife posee cinco Denominaciones de Origen de vino: Abona, Tacoronte-Acentejo, Valle de Güimar, Valle de la Orotava e Ycoden-Daute-Isora.

En cuanto a la oferta de alojamiento, Callao Salvaje cuenta con el hotel de cuatro estrellas Grand Hotel Callao, los de tres estrellas Aparthotel Merlin Resort y Vime Callao Garden, los hoteles de dos estrellas Apartamentos Tropical Park, Atlantic Holiday Center y Pearly Grey Ocean Club, y los de una estrella Apartamentos Albatros y Apartamentos Callao Mar.

Naturaleza cerca de Callao Salvaje

La oferta turística de Callao Salvaje

Callao Salvaje ofrece un lugar de vacaciones perfecto para disfrutar en familia, en pareja o con amigos, ya que cuenta con la infraestructura necesaria, como una completa oferta de restauración y ocio.

A pesar de la tranquilidad que se respira en Callao Salvaje, también dispone de algunas zonas más animadas y orientadas al ocio nocturno, como el entorno de la Playa de las Américas. Para unas noches más relajadas, Callao Salvaje cuenta con su propia zona de bares.

La playa de Callao Salvaje, a pesar de ser muy rocosa, es perfecta como punto de partida para realizar excursiones de buceo. En los alrededores también se pueden realizar escapadas en moto de agua para avistar ballenas o delfines.